Tuesday, November 12, 2013

Soneto de amor XII (12) Dos Versiones

 1.
Cuento las horas que sumergen
El día airoso en noche aborrecible,
Cuando veo marchitas las violetas
O argentados de blanco rizos negros,
Cuando encuentro desnuda la arboleda
Que fue dosel umbrío del rebaño,
O en gavillas el verde del estío
Y erizado de barbas entrecanas,
Evoco inquisitivo tu belleza,
Que al fin vencerá el Tiempo ineluctable,
Pues gracias y dulzuras se corrompen
Y mueren mientras otras proliferan.
   Y no hay defensa contra la hoz del Tiempo
   Salvo hijos que la burlen cuando partas.
 2.
Si veo en el reloj que el tiempo vuela
y que se sume el día en noche turbia;
si veo que se agostan las violetas
y hay canas en guadejas que eran rubias;
si en árboles copudos que ofrecían
su sombra a los rebaños no hay follaje,
y el trigo, en fardos, ya segado, eriza
los carros con sus barbar otoñales;
entonces pongo en duda tu hermosura,
pues tú también serás pasto del tiempo.
Los bellos y los gráciles renuncian
y mueren mientras crecen otros nuevos.
   El tiempo siega todo: cuando engendres
   le habrás plantado cara aunque te lleve.

No comments:

Post a Comment