Thursday, December 5, 2013

Soneto de amor LXXVII

Tu espejo te hará ver cómo te eclipsas
y tu reloj, que los minutos vuelan;
pon tu impresión en páginas vacías
y aprenderás del libro esas certezas.
Al ver en el espejo tus arrugas
recordarás las tumbas desdentadas
y en tu reloj, la sombra que lo surca,
te hará saber que el Tiempo siempre avanza.
Lo que desborde tu memoria, ponlo
en estas hojas hueras y tu mente
verá volver un día a los retoños,
ya grandes, que salieron de su vientre.
Aplícate y verás que el ejercicio
te hará mejor a ti y, contigo, al libro.

No comments:

Post a Comment